El Derecho de demandar a una ciudad de Minnesota

Tu derecho a demandar una ciudad del estado de Minnesota

Un caso ante el Tribunal de Apelaciones de Minnesota fue reconocido porque afirmaba el derecho a demandar a una ciudad, municipio o condado del estado de Minnesota.

En este caso, por ejemplo el condado de Washington demandó a la ciudad de Oak Park Heights, alegando que la ciudad había ya cobrado en exceso al condado por sus servicios de agua y de alcantarillado. La reclamación del Condado, en términos legales, fue injusta y enriquecedora.

La Ciudad afirmó que el tribunal no tenía la  autoridad para escuchar este caso. O en términos legales, la Ciudad alegó que el tribunal no tenía jurisdicción en esta materia sobre el reclamo de enriquecimiento injusto del condado.

El tribunal declaró que el tribunal sí tenía jurisdicción para escuchar el reclamo y que la Ciudad podría ser responsable:

Esta clase de gobierno es especialmente importante en vista de las ciudades en las actividades del sector privado. Ya que está creciendo la participación de estas ciudades.

En estos días recientes, las ciudades están más involucradas en áreas tradicionalmente ocupadas por el sector privado. Estos ejemplos incluyen:

  • Parques de patinaje

  • Centros de arte

  • Albercas y piscinas

  • Centros de salud, y

  • Otros lugares de operación que ayudan y contribuyen a mejorar la vida comunitaria

Esta forma de gobernar preserva el derecho de los ciudadanos y las empresas a demandar a las ciudades en actividades que normalmente realiza el sector privado.

Este lenguaje crítico en este caso es que las ciudades "deberían tener los mismos derechos y estar sometidas a las mismas responsabilidades que las corporaciones privadas o los individuos tienen".

Aquí están las citas importantes de la sentencia del tribunal:

Un tribunal de distrito es un tribunal de jurisdicción general, quien tiene el poder "para determinar controversias justiciables con respecto a reclamos de derechos legales o de ley común". Anderson v. Cnty. de Lyon, 784 N.W.2d 77, 80 (Minn. App. 2010), revisión denegada (Minn. 24 de agosto de 2010); véase también Minn. Stat. § 484.01, subd. 1 (2010) (indicando que los tribunales de distrito "tendrán jurisdicción original en ... todas las acciones civiles"). Sin embargo, existe una excepción sobre la amplia jurisdicción del tribunal de distrito cuando una acción implica una decisión cuasi judicial de un órgano ejecutivo con una jurisdicción inferior a la estatal. Anderson, 784 N.W.2d at 81 (citando Tischer v. Hous. & Redev. Auth., 693 N.W.2d 426, 429 (Minn. 2005)). Dicha decisión solo se puede revisar por escrito de certiorari en este tribunal.

La ciudad ha tenido argumentos y discusiones sobre que el tribunal de distrito carece de jurisdicción en la materia porque el reclamo del condado implica la decisión casi judicial de la ciudad de denegar la solicitud de reembolso del condado. Es indiscutible que la ciudad sea un cuerpo ejecutivo en el sentido de Tischer.

Y cuando una ciudad se involucra en actividades propietarias, "deberían tener los mismos derechos y estar sometidos a las mismas responsabilidades que las corporaciones privadas o los individuos". Id. a los 62, 129 N.W. en 160. Esto incluye la responsabilidad por una variedad de reclamaciones civiles, estas son las reclamaciones por daños y perjuicios, contratos y reclamaciones equitativas. Ver Knutson Hotel Corp. v. City of Moorhead, 250 Minn. 392, 396, 84 NW2d 626, 629 (1957) (permitir que un cliente del servicio de alcantarillado de una ciudad presente una demanda en el tribunal de distrito para recuperar "un pago realizado por un Servicio que no fue recibido ”).

Pero como lo demuestran los demás casos como Crookston y Keever, cuando los cuerpos ejecutivos toman decisiones en el contexto de una conducta propietaria, como la denegación de reembolso involucrada aquí, actúan como cualquier otro negocio, con los mismos derechos y responsabilidades, y no pueden considerarse razonablemente comprometidos en la conducta gubernamental. Ver Keever, 113 Min. En 60, 129 N.W. en 159 (planteando la cuestión como si la operación de una empresa de obras hidráulicas era "una función gubernamental" o si la ciudad actuaba como una entidad "privada o corporativa"); Youngstown Mines Corp. v. Prout, 266 Minn. 450, 473, 124 NW2d 328, 344 (1963) (declarando que "cuando [el estado] desciende al nivel de aquellos con quienes se asocia e interesa en cualquier propiedad y los derechos de propiedad, a diferencia de las prerrogativas gubernamentales, están sujetos a la misma responsabilidad que cualquier otro litigante ").

Debido a que estas decisiones no gubernamentales no implican preocupaciones de separación de poderes, y no hay razón para excluir las de la jurisdicción del tribunal de distrito. Ver Willis v. Cnty. of Sherburne, 555 NW2d 277, 282-83 (Minn. 1996) (concluyendo que la demanda por difamación de ley común contra el cuerpo ejecutivo estaba sujeta a la jurisdicción del tribunal de distrito porque no involucra la investigación de una decisión discrecional y, por lo tanto, no implicaba preocupaciones de separación de poderes). Si lo hace, infringió los derechos de las partes que realizan negocios con una ciudad.

También me pregunto si el conflicto de intereses de la ciudad para decidir su propia responsabilidad fue un factor en la decisión del tribunal.

Si quiere seguir leyendo este documento puede leer el caso completo: Condado de Washington v. Ciudad de Oak Park Heights, No. 82-CV-10-4198 (Minn. Ct. App. 18 de julio de 2011).

Este artículo fue escrito en inglés por el abogado Aaron Hall, quien concedió a Ceiba Fôrte Law Firm® licencia perpetua para el uso de este y otros artículos semejantes. El abogado Hall no trabaja ni representa a Ceiba Fôrte. Puede aprender más sobre el abogado Hall aquí: https://aaronhall.com



Karla AlarconComment